Por qué es bueno que los niños escriban un diario

Un diario es un libro o cuaderno en el que una persona escribe día por día sus vivencias o pensamientos. Escribir un diario significa describir nuestros sentimientos según fluyen, sin cortapisas, escribir y escribir dando rienda suelta a nuestras emociones, nuestros sueños e ilusiones sin atender necesariamente a las reglas gramaticales. Escribir un diario puede resultar una terapia, en Guiainfantil.com te contamos por qué es bueno que los niños escriban un diario.

Lo bueno de escribir un diario en la infancia

Tener un diario puede ser una buena terapia para los niños porque les ayuda a descargar las emociones, tanto las positivas como las negativas, por eso, puede resultar muy beneficioso incluso para la salud física. El hecho de escribir, sobre todo sobre las preocupaciones y las cosas que nos perturban y que no queremos contar a nadie, nos ayudará a reducir el estrés mental porque, escribir sobre nuestros problemas y malas experiencias nos hará meditar y nos traerá  calma.

Animar a los niños a escribir su diario puede ser muy beneficioso para ellos, es igual elegir un cuaderno rayado, en blanco, con hojas de colores, con dibujos, fotografías, etc.,  eso sí, es aconsejable que tenga las hojas bien pegadas para que no se suelten y se pierdan con el tiempo y, si a ellos les gusta será el diario perfecto.

Por qué es bueno para los niños escribir un diario

El diario es un refugio ya que es el lugar donde los niños pueden expresar con libertad todo lo que quieren sin las presiones del exterior. Podríamos decir, sin ninguna duda, que el diario se puede convertir en su mejor amigo, el que sabe escuchar y, al que le cuentan todo lo que sienten sin temor a que les defraude o traicione.

Los niños pueden elegir el momento del día en que estén más tranquilos para escribir unas líneas, bien por la noche antes de ir a dormir, a media tarde, cuando mejor convenga. Es buena idea buscar un lugar secreto para guardar el diario, además, puede ser útil poner un pequeño candado, una goma, una cinta o algo que haga ver, en caso de que lo encuentren, que es algo personal y no debe ser leído por nadie.

En definitiva, dedicar unos minutos al día para escribir un diario les ayudará a aprender sobre ellos mismos y a conocerse más, es decir, a aclarar la mente, además, servirá para recordar más adelante cómo se comportaron en determinadas situaciones y, a tener una estructura mental más clara, por eso, poner la fecha también resultará útil cuando pase el tiempo. Convertirlo en una rutina puede ser algo saludable y que les motive cada día.

Pienso que escribir un diario es escribir un libro sobre nuestra propia vida, con lo bueno y lo malo de nuestras experiencias, un libro con las cosas que a veces no sabemos explicarnos a nosotros mismos y, escrito en el tiempo y con lo que nos ha tocado vivir a cada uno.

Para terminar os dejo una frase: «Cada día es una hoja en blanco donde tú podrás escribir tu propia historia»

Be the first to comment

Leave a Reply

Tu dirección de correo no será publicada.


*