Remedios para las grietas en la piel (manos, talones, etc.)

Las grietas o fisuras son lesiones de la piel en forma de hendidura poco profunda que no llega a atravesar la dermis.

Se producen especialmente en los bordes de los orificios naturales, como la boca y el ano, en las superficies de flexión y en aquellas zonas que se hallan más expuestas al aire y al frió, sobre todo las manos y los labios.

Durante la lactancia pueden aparecer en los pezones. El exceso de humedad en la piel, que provoca maceración, y la sequedad exagerada, son factores que favorecen la aparición de grietas.

Igualmente, las infecciones bacterianas o las causadas por hongos. En algunos casos se deben a ciertas deficiencias en la elasticidad de la piel, sobre todo en zonas que, como los nudillos, codos y rodillas, se ven sometidas a frecuentes movimientos.

Las grietas presentan lesiones lineales, de color rojizo, que a veces llegan a tener varios centímetros de longitud. Por lo general, estas lesiones siguen la dirección de los pliegues cutáneos y normalmente tienen un halo rojizo o rosado a su alrededor, debido a la inflamación.

El dolor que originan suele ser bastante agudo, muy parecido al de las quemaduras o los pinchazos, sobre todo cuando se efectúan movimientos. Es frecuente que las grietas sangren al menor roce.

Remedios populares

Remedio para las grietas en la piel #1 Aplicar compresas calientes y frías alternativamente sobre las grietas originadas por problemas circulatorios.

Remedio para las grietas en la piel #2 Realizar baños alternos de agua fría y caliente en las manos o en los pies de tres minutos cada uno. Repetir este remedio dos veces al díal.



Remedio para las grietas en la piel #3 Aplicar, mediante suaves masajes circulares, unas gotas de tintura de mirra sobre las zonas con tendencia a la formación de grietas con el fin de aumentar los minerales que protegen la piel.

Remedio para las grietas en la piel #4 Machacar un diente de ajo crudo sobre una compresa y, una vez esté mojada, poner sobre la zona afectada. Realizar este remedio varias veces hasta que desaparezcan las grietas.

Remedio para las grietas en la piel #5 Aplicar un poco de clara de huevo sobre el área afectada varias veces al día. Este remedio es adecuado para las grietas de los pezones de las madres lactantes y se repite hasta que la grieta desaparezca

Remedio para las grietas en la piel #6 Machacar un puñado de fresas, previamente lavadas, y aplicar sobre la piel de los pezones agrietados. .


Remedio para las grietas en la piel #7 Aplicar varias gotas de aceite de germen de trigo sobre las zonas afectadas. Igualmente, se recomienda añadirlo a la dieta junto con levadura de cerveza, ya que, debido a su contenido en vitamina E, ayuda a que regeneración cutánea.

Remedio para las grietas en la piel #8 Colocar varias gotas de aloe vera o sábila sobre las grietas varias veces al día.

Remedio para las grietas en la piel #9 Verter 1 cucharada de milenrama en una taza de agua que esté hirviendo. Colar, tapar y dejar refrescar. Remojar una bolita de algodón con está infusión y aplicar sobre la zona afectada. La milenrama es una planta con propiedades cicatrizantes.

Remedio para las grietas en la piel #10 Colocar el contenido de una cápsula de vitamina E sobre el área afectada

Remedio para las grietas en la piel #11 Aplicar manteca de cacao sobre las grietas que aparecen en los labios.

Remedio para las grietas en la piel #12 Aplicar una capa de miel sobre la parte agrietada preferentemente por las noches. El poder cicatrizante de la miel cura rápidamente. Una aplicación diaria es suficiente.


Remedio para las grietas en la piel #14 Colocar 1 cucharada de manteca de cacao en baño María y tan pronto esté líquida, verter 5 gotas de aceite de baobab. Conservar esta preparación en un frasco de vidrio con cierre de rosca en la refrigeradora. Aplicar en la zona afectada.

Recomendaciones

La higiene cuidadosa de las zonas más expuestas evita, en muchos casos, la formación de grietas.

En los días más crudos del invierno es conveniente protegerse las manos con guantes, así como los labios, utilizando cremas protectoras o tapándose la boca con una bufanda.

Be the first to comment

Leave a Reply

Tu dirección de correo no será publicada.


*